x

¡Ya está disponible la programación Talleres ILAM virtuales 2019! Conoce la programacion aquí

 reserva-met.jpg

La muestra está montada en la sala V del Centro Cultural Metropolitano de Quito y busca poner los bienes culturales y artísticos en diálogo con el presente, más allá de su conservación y cuidado.

Una visitante de la muestra Abrir la Reserva se detiene frente a una pintura, en la sala V del Centro Cultural Metropolitano (MET), y murmura que no habría imaginado ver la imagen allí.

- Hay muchas réplicas -dice- en la casa de mi familia, guardadas. Muchas.

Su hijo la mira incrédulo y se acerca a la pared donde están los nombres de las obras expuestas, en busca de uno.

- Es Mariana de Jesús -interrumpe la madre-; ¿qué?, ¿no la reconoces? -parece reprocharle-.

Él ríe, comprueba que el nombre está al pie de la escena: La Venerable Virgen... aparece con las manos cruzadas sobre el pecho, inclinada frente a un crucifijo y un cráneo, el que distrae al joven.

La muestra es la apertura simbólica de la reserva del Met, ubicado en el Centro Histórico, un lugar en el que pueden encontrarse muchas imágenes religiosas replicadas en innumerables estampas, pero a Juana León le parece deslumbrante ver la original.

Acercarse al óleo que derivó en un cuadro que tuvo en casa y que vio repetido en manos de su madre, de su abuela, de su hijo.

reserva-met1.png

La reserva es un espacio especializado en el almacenaje y conservación de bienes culturales, pero al ser materia de la exposición -dice una ficha del centro cultural- es “un universo transformado, donde ya no solo se guardan los bienes de forma técnica, sino donde se encuentran objetos artísticos, históricos, para entretejer diálogos en presente”.

El presente es un hijo adolescente y risueño, José Tapia, y su madre devota, curiosa. Él se concentrará en Pudridero, un dibujo a lápiz y carbón/collage/madera de Richard Ortega que, aunque parece de otro siglo, fue creado en este, al inicio.

Pero también hay imágenes que representan a personajes contemporáneos, la tinta/papel de Evaristo y Sarzosa (1989) de Augusto Lucero; y de todos los tiempos, veladura de óleo/tela La Referencia de la Realidad es Caricatura (siglo XX), de Luigi Stornaiolo.

De este pintor quiteño también se puede ver la serigrafía Eugenio Espejo (1995), que pone al personaje histórico rodeado de quienes habitan los escenarios del artista.

De Espejo, hay un lugar especial donde están algunos de sus retratos, una figura de cera con su rostro y La Remezcla, que lo muestra en carteles -pintada la cara al estilo David Bowie- con algunas de sus frases: “La ciudad no consiste en las casas, los pórticos, ni las plazas públicas: los hombres son los que la forman” o “La razón es una antorcha que alumbra todo ser espiritual”.

El activista José Luis Jácome Guerrero ha escrito que “Codigonación ‘Kuna 1’ nace de la iniciativa de Fanzinoteka Ecuador, quienes creemos que Eugenio Espejo es el primer fanzineroso del país, quien nos inspiró en un cambio de nuevas mentalidades en los procesos creativos ciudadanos, buscando siempre la felicidad, más allá del estado en minga porque todas somos una” (sic).

En otro lugar, el abogado Diego Morales-Oñate insiste con un texto sobre otro de los roles del personaje, y culmina: Manuel Chisig, abogado hacktivista (se trata de un homenaje a las hackers muertas), “deja la comodidad del positivismo o el derecho natural para radicarlo en el hacer (...), que deviene en la reflexión del laicismo, los bienes comunes y el conocimiento libre”.

La reserva estará abierta de martes a domingo. 

 

Tomado de: https://www.eltelegrafo.com.ec/noticias/cultura/10/colecciones-del-met-en-abrir-la-reserva